Live the power of industrial transformation

17 & 18 noviembre 2021
IFEMA, Madrid

Part of

On the sofa with… Ignacio Pina – Director técnico de ENAC

Ignacio Pina – Director Técnico de ENAC

MM – ¿Qué es ENAC y cuál es su labor en el mercado español y, concretamente, en la industria?

Ignacio Pina –ENAC es la entidad nacional de acreditación en España, designada por el Gobierno en aplicación del Reglamento (CE) nº765/2008 que regula el funcionamiento de la acreditación en Europa.

El cometido de una entidad de acreditación como ENAC es generar confianza al mercado, a la Administración y a la sociedad en general sobre la información aportada por los así llamados “Organismos de Evaluación de la Conformidad” (laboratorios, entidades de certificación e inspección, verificadores, etc.). 

Para lograr esa confianza, ENAC determina la competencia técnica, independencia y desempeño de los evaluadores mediante un minucioso proceso de evaluación basado en normas internacionales llevado a cabo por un equipo de auditores técnicos altamente especializados.

En general, puede acreditarse cualquier actividad que tenga por objeto evaluar si un producto, servicio, sistema, instalación, etc. es conforme con ciertos requisitos que pueden estar establecidos por ley y tener, por tanto, carácter reglamentario o estar especificados en normas, especificaciones u otros documentos de carácter voluntario.

Respecto al papel de la acreditación en el sector industrial español, es uno de los sectores donde más se ha desarrollado y en el que lleva siendo relevante desde hace décadas cuando se comenzó a contemplar la acreditación como una herramienta generadora de confianza por parte de la Administración en numerosas actividades, como son los Reglamentos de seguridad industrial, ensayos de materiales y certificación de producto industrial o en la notificación de organismos en el marco de las directivas europeas, entre otros aspectos. En la actualidad, la industria española se enfrenta a retos como el de la transición ecológica o la transformación digital, que suponen cambios en el modelo productivo y que debe afrontar haciendo uso de las herramientas necesarias para garantizar un alto nivel de exigencia en las cuestiones relacionadas con la seguridad, la calidad y el respeto ambiental. Y en estos campos, la acreditación está siendo ampliamente utilizada aportando así garantías a las diferentes partes que operan en el tejido empresarial e industrial español de que la información que reciben, y en la que se basan para tomar ciertas decisiones, es fiable y correcta.

MM – ¿Qué garantías piensas que aporta al mercado el contar con un sistema de acreditación, como es el español, integrado por más de 1800 organizaciones acreditadas?

I. Pina– Contar con una infraestructura de más de 1.800 evaluadores acreditados en la práctica totalidad de los sectores económicos y que disponen del máximo reconocimiento internacional reporta a la economía española un gran valor en términos de seguridad de los productos y servicios puestos a disposición de los consumidores, flexibilidad y agilidad de las políticas públicas, limitación de los obstáculos a la exportación e importación y competitividad de las empresas, sobre todo, de las pymes, sin comprometer el rigor, lo que pone en marcha todos los beneficios de los mercados competitivos aumentando la transparencia y la simetría en la información de la que disponen todos los agentes del mercado independientemente de su tamaño, capacidad económica y localización geográfica.

Los beneficiarios de estos servicios de evaluación acreditados son tanto los propios evaluadores, como las empresas que necesitan de sus servicios, así como la Administración Pública y, en última instancia, los consumidores finales.

MM – En ese caso, si somos una empresa cuéntanos por qué deberíamos acudir a entidades acreditadas. ¿Qué ganaríamos con ello?

I. Pina– Para las empresas, la contratación de servicios acreditados aporta beneficios en términos de ahorro y eficiencia, ya que evitan que el mismo producto se vea sometido a evaluaciones redundantes, ofrecen una mayor seguridad en la toma de decisiones al hacerlo en base a resultados fiables, y reducen los niveles de riesgo de producir o proveer un producto defectuoso. Asimismo, aumentan la seguridad jurídica de la empresa, permitiendo demostrar a la empresa, en caso de acción legal, que ha actuado con la diligencia debida.
Además, el uso de servicios de evaluación acreditados facilita el acceso de las empresas a compras públicas, ya que la Ley 9/2017 de Contratos del Sector Público contempla la acreditación por parte de un organismo nacional de acreditación europeo cuando se hace uso de informes de conformidad.

Por último, las acreditaciones de ENAC son reconocidas en más de 100 países entre los que se encuentran la totalidad de la UE y EFTA, así como Estados Unidos, Canadá, Japón, China, Australia, Brasil, India, etc. Este reconocimiento permite a la empresa española contar con un respaldo reconocido en los mercados internacionales para la libre circulación de sus productos y servicios.

MM – ¿Cómo puede saber una empresa que está recibiendo un servicio de evaluación acreditado?

I. Pina– Las actividades acreditadas deben estar incluidas en un informe o certificado que incluya la marca de ENAC, una garantía de que los servicios ofrecidos por los evaluadores acreditados cuentan con el respaldo de ENAC, con la aceptación internacional en más de 100 países y con el reconocimiento oficial de la Unión Europea. Dicho de otro modo, la utilización de la marca de ENAC es el medio por el cual las entidades acreditadas declaran públicamente el cumplimiento de todos los requisitos de acreditación.

Dado que las entidades acreditadas son las únicas que pueden utilizar la marca de ENAC en sus informes y certificados, cualquier informe que no incluya la marca de ENAC no garantiza el cumplimiento de los requisitos de acreditación y, por tanto, no está reconocido por ENAC como actividad acreditada y no se puede beneficiar de las ventajas de la acreditación, en especial, de su reconocimiento internacional.

Por otra parte, si una empresa necesita un servicio de evaluación, puede encontrar en nuestra página web un buscador de entidades acreditadas por actividades, o bien consultarnos y le dirigiremos a las entidades acreditadas para la actividad que solicita.

MM – En el sector industrial, como en otros muchos, la cadena de suministro tiene un papel clave y supone un desafío en materia de calidad y de cumplimiento con las normas y reglamentaciones. ¿Qué aportan los servicios acreditados en este ámbito?

I. Pina– En una cadena de suministro es fundamental garantizar el control, un proceso crítico que impacta directamente en la actividad de las empresas en materia de costes, seguridad de los productos y credibilidad en el mercado. Para que este control sea realmente efectivo, las empresas deben tener la seguridad de que los suministros que reciben cumplen las especificaciones y requisitos que la propia empresa o la reglamentación haya establecido. Para ello, la empresa deberá evaluar y controlar de una u otra forma al proveedor o al suministro, ya sea con sus propios medios o mediante el uso de empresas externas de evaluación y control, y que principalmente son laboratorios, entidades de certificación y entidades de inspección.

En este sentido, es fundamental que la información que aportan los evaluadores a las empresas sea fiable y creíble, ya que va a ser la base para tomar decisiones críticas.
Por todo ello, desde ENAC recomendamos el uso de evaluadores acreditados en las actividades de control, ya que solo estas han demostrado su competencia técnica frente a un tercero y, con su contratación, las empresas obtendrán los beneficios anteriormente mencionados como una mayor fiabilidad en la toma de decisiones de compra, la reducción de los niveles de riesgo ante daños a terceros o de producir o proveer un producto defectuoso, el aumento de seguridad jurídica o la facilidad de acceso a nuevos mercados internacionales.

MM – Ignacio, llevas más de 20 años siendo director técnico de ENAC y también has tenido responsabilidades durante muchos años en la organización europea de acreditadores (EA) de la que has llegado a ser su presidente. ¿De dónde nace esta pasión y este compromiso?

I. Pina– Efectivamente, me incorporé a ENAC a mediados de los años 90 después de pasar por diferentes empresas de varios sectores y, desde el mismo momento en que empecé a trabajar en ENAC, me di cuenta de que había encontrado mi lugar. No solamente por el reto intelectual que representa una actividad que te enfrenta a la práctica totalidad de sectores económicos sino, y quizá más importante, por el privilegio de trabajar en una entidad que se rige exclusivamente por principios de carácter técnico, rigor, transparencia y neutralidad, y donde tienes siempre la seguridad de estar dando un servicio para mejorar la sociedad en la que vives.

En cuanto a mi implicación en EA, el hecho de haber ocupado diferentes puestos de responsabilidad en la organización y, en particular, el haber sido su presidente, ha sido sin duda una de las mayores satisfacciones de mi carrera profesional, por lo que tiene de confianza por parte del resto de colegas que me eligieron para ese puesto y por lo que representa para ENAC, y me atrevo a decir que para España, en términos de influencia y de prestigio, ocupar ese tipo de posiciones en Europa.

Andreina Sofia Martinez

Andreina Sofia Martinez Tancredi Women in 3D Printing Ambassador for Valladolid / Cross-Industry Project Management Consultant Ingeniero de Planificación de Proyectos de RenaultMiGSO Project Management

Read More »

Begoña Hernández

Begoña Hernández Directora Comercial y de Marketing en Abax Innovation Technologies Directiva, de formación Ingeniero Industrial (ICAI), Máster PDG (IESE) con más de 25 años

Read More »

Berta Gonzalvo

Berta Gonzalvo Directora de Investigación del Centro Tecnológico Aitiip Formación en ingeniera industrial por la Universidad de Zaragoza, estudios que ha completado con programas de

Read More »

Share this article

Share on facebook
Share on twitter
Share on linkedin
Ir arriba